jueves, 5 de abril de 2018

VOTAR CON COHERENCIA SEGÚN NUESTRA FE



Creo que estos pasos para emitir un voto coherente con nuestra fe son válidos, tanto para la cultura mexicana como cualquier otra cultura católica. Hace tiempo que con toda humildad pienso en la idea de que todos los cristianos nos unamos para emitir un voto responsable y desde nuestra fe. Sé que es muy difícil y que las opciones son varias, pero podemos alentar a muchos católicos a presentarse y luego, según sus propuestas votar.

No cabe duda que la experiencia y el tiempo nos irán dando pautas y caminos para, desde la fe, luchar por la verdad, la justicia y la paz. Pero, hace falta planteárselo con serenidad y firmeza. No sé cómo hacerlo, ni creo ser el indicado para dar pistas o ideas, pero podría formarse plataformas de ciudadanos libres que vayan aglutinado y alentando a aquellos partidos que ya hay o que se puedan formar, para que se den a conocer y presenten sus programas. Somos muchos los católicos. Al menos eso pienso yo, y tendría que dejarse notar sus votas si lo hacemos unidos. Dependerá de nosotros.

Ese es un boceto de los pasos que, como mínimo, debe tener presente un cristiano a la hora de emitir su voto. Nos viene de Méjico, pero creo que es valido para cualquier lugar.


No hay texto alternativo automático disponible.

martes, 2 de enero de 2018

VOLUNTAD DE DIOS



Cuando amamos cumplimos la Voluntad de Dios. Es el único mandamiento que Dios nos propone: "Amarnos los unos a los otros como Él nos ama", y ahí está contenida toda la Ley y los Profetas. No hay nada más. Sin embargo, ocurre que amar comporta mucha exigencia y mucha dureza. Porque se trata de amar a los enemigos, y eso es bastante duro.

¿Y por qué a los enemigos? Porque, es ahí donde se descubre si hay verdadero amor. Todos estaremos de acuerdo que amar a los amigos y familia cuesta mucho menos. Pero, cuando algún amigo o familiar se declara enemigo, nos cuesta mucho más. Pues bien, es entonces cuando se descubre si realmente amas. 

Es de esa manera como quiere Jesús que amemos, porque, Él nos ama de esa manera. No nos merecemos su amor, y sin embargo, nos ama, hasta el punto de decir que aquellos que cumplen la Voluntad de su Padre son sus hermanos, hermanas y madres. Sin lugar a duda, es su Madre la primera que dijo, al anuncio del Ángel Gabriel: "Hágase en mí según su Palabra", por lo tanto, la primera en cumplir es su Madre, y, precisamente, la elegida por tan hermosa y sabia respuesta.

Así, que si queremos ser hermano, hermana y madre de Jesús tendremos que cumplir la Voluntad de Dios. Y eso no es otra cosa que amar como Él quiere que amemos.

sábado, 30 de diciembre de 2017

LA AMISTAD NACE EN LA VERDAD



A veces hay amistades que parecen, pero no lo son. Porque, la verdadera amistad, desgraciadamente, no abunda. Hablamos, no de la amistad superficial que vive de lo temporal, de los intereses y conveniencias y que se manifiesta en ambientes propicios, sin dificultades y festivos. Algo así como sucede en los noviazgos, donde el clima que se procura no exige desnudar sus pensamientos ni crear problemas que rompa esa armonía aparente de pareja.

Más tarde la convivencia se encarga de poner las cosas en su sitio, y, como tiene que ser, aparecen los yo y los egoísmos que dan paso a los contrastes, pareceres, caracteres y singularidades. Y empieza la verdadera boda, porque son todas esas cosas las que hay que casar. Y eso exige soportar, acrisolar al fuego con tiempo y paciencia. Sólo si hay amor se puede lograr. Si lo que había son ilusiones, proyectos, caprichos, intereses personales...etc., todo se viene abajo.

La verdad no existe sino en la justicia, porque verdad y justicia se dan la mano. Y están bañadas por la humildad, paciencia, sacrificio y esfuerzo. Son algunos de los ingredientes de lo que se compone el amor.  
ÚLTIMAS REFLEXIONES